Hablemos de estar enamorada.

 

Pero hablemos con sinceridad, desde la razón y no desde el corazón.

 

O mejor aún, hablemos estar de estar enamorada desde la consecuencia.

 

Por principio, creo en el amor y posiblemente tú también.

 

Crees que estar enamorada es una hermosa etapa de la relación de pareja en la que sientes cosquillas en la barriga, luces una gran sonrisa y estás con más energías que nunca.

 

¿Lo sabes verdad?

 

A todas nos encanta estar enamoradas, pero este sentimiento de emoción es casi tan grande como el miedo que tenemos de dejar de estar enamoradas.

 

¿Contradictorio?

 

Si, un poco, pero cierto…

 

Muchas mujeres con las que converso me dicen que desean estar enamoradas y que esa felicidad dure por siempre.

Pero al mismo tiempo y con decepción en sus ojos me dicen que saben que eso es imposible y temen vivir el dolor del des-enamoramiento.

Lo entiendo, lo he sentido y ahora también lo contradigo.

 

Si, yo si creo que si es posible mantenerse enamorada.

 

Pero ese es un tema del que conversaremos otro día a profundidad.

El día de hoy quiero tu concentración en otra perspectiva del enamoramiento.

Hoy quiero que me leas con atención para que visualices y entiendas lo que significa odiar estar enamorada de otro.

 

Recordemos cuanto decías estar enamorada.

 

Las cosquillas en la barriga,

la sonrisa en el rostro y las energías para hacer todo.

Características simplemente hermosas

Lo acepto, esa es la parte bonita.

Pero pensemos bien.

Piensa desde la objetividad, no con intención de criticar, sino más bien como una reflexión para mejorar

Recuerda bien como fuiste cuando decías estar enamorada.

En aquella época tenías una actitud positiva y optimista, lo cual es perfecto.

Pero también tenías la equivocada e idealizada fantasía de que aquel amor sería como tú lo habías imaginado.

Recuerda cuando pensabas que aquel “humor” algo machista y algo negro era divertido.

Vuelve un poco al pasado y recuerda cuando hablabas de él con tus amigas. Cuando decías lo increíble y admirable que es él cuando en realidad no lo conocías muy bien

O peor aún, quizá en tu caso, él te pareció perfecto únicamente porque era diferente al anterior.

Ok, lo comprendo.

La magia de estar enamorada suele causar ese efecto.

Efecto, que en cierta medida es necesario y bonito, pero que nunca, bajo ninguna circunstancia debe nublarte de la verdad.

Sigue leyendo y comprenderás de lo que te estoy hablando.

 

Cuando te fallaste a ti misma justificando estar enamorada.

 

¿No sabes de lo que hablo?

¿Piensas acaso que al estar enamorada no estás cometiendo ni una sola falla hacia ti misma?

Entonces espera un poco,

te daré un par de ejemplos para aclarar tu memoria.

 

Ejemplo # 1

 

Carolina llevaba pocos meses en aquella relación.

Aún dentro de los mágicos meses del enamoramiento.

La idea de fantasear con todo lo que haría en el futuro junto a él era simplemente hermosa.

Entonces conoció de la constante y permanente relación que él tenía con su ex.

Relación a la que él daba muchísima importancia.

Hasta ahí no había nada malo.

Pero también descubrió que se trataban de forma cariñosa y que él ponía a su ex de preferencia antes que a ella.

Y Carolina se fallo a si misma al aceptar ese trato y ‘comprender’ que la ex de él significaba una parte importante en su vida.

 

¿De qué forma Carolina se falló a si misma?

 

No es por lo que él hizo o dijo.

Y tampoco es por la relación inapropiada que él tenía con su ex novia.

Carolina se fallo a sí misma al aceptar algo con lo que no estaba de acuerdo.

Al aceptar una relación en la que se sentía irrespetada y desvalorizada.

Ten en cuenta que este ejemplo se aplica también para aquellas situaciones en las que tú te sientas así debido a la relación inapropiada que él mantiene con un familiar, un o una colega de trabajo, amigos, etc.

Ella se falló a sí misma al aceptar todo por estar enamorada de otro, en lugar de cuidar el amor que se tiene a ella misma.

 

Ejemplo # 2

 

Virgina pensó que no iba a volver a estar enamorada nunca más.

Y ahí en el momento menos esperada lo conoció a él.

Un hombre que ella catalogaba de maduro, responsable y exitoso.

Todo era excitante y ella imaginaba una vida junto a él a pesar de que salían pocos meses juntos.

Y entonces ella descubrió que él fue infiel.

La engañó con otra mujer y era imposible saber si esa era la primera vez que lo hacía.

Pero entonces él se disculpó y justificó su comportamiento en que era una relación antigua que aún no había terminado del todo.

Fue así como Virginia olvidó que era fuerte y se quedó en una relación que desde un principio supo que era en contra de sus principios.

 

¿De qué forma Virgina se lastimó a sí misma?

 

No lo hizo al perdonar las fallas de él.

Tampoco fue él quien la obligó a aceptar aquella situación.

Virginia se lastimó a sí misma al estar enamorada de la idea de una relación que nunca tuvo.

Se lastimó al olvidar cuidarse, amarse y respetarse a sí misma.

 

Ejemplo # 3

 

Sandra tiene un corazón enorme, es una mujer dinámica, alegre y optimista.

Ella conoció a su nueva pareja por medio de un conocido y desde entonces está encantada con él.

Él tiene una personalidad interesante y siempre tiene algo que mostrar.

Al menos, así es como lo califica Sandra hasta ahora.

Imagina que todo es tan bonito que en los pocos meses Sandra a conocido todos sus restaurantes favoritos.

Ya han ido al cine 5 veces, aprendió sobre Star Wars y se vio todas las películas e incluso está leyendo un libro que él le recomendó.

Y aunque a veces extraña salir con sus amigas, o comer la comida que a ella le gusta, o ver su serie favorita o ir a sus clases de baile… Sandra está feliz disfrutando del mágico momento de estar enamorada.

Aún no logra convencerlo a él de hacer ninguno de los planes que ella propone.

Pero aún así acepta y justifica que ese comportamiento es solo por el entusiasmo que él tiene de mostrarle su vida.

 

¿Te parece a ti que Sandra se está fallando a si misma?

 

Porque sí lo está haciendo.

Sandra se falla a si misma al pensar que estar enamorada significa abandonar su vida.

Se falla cada vez que olvida sus necesidades y sus sueños y acepta todo lo que él dice o piensa como la verdad absoluta.

Ella, al igual que muchas otras mujeres, se falla a sí misma al estar más enamorada de otro que de si misma.

 

Lo bonito de también estar enamorada

 

Tranquila

 

tampoco estoy aquí únicamente para hablarte de todo lo malo o de los errores de estar enamorada.

Creo que con los ejemplos que compartí tienes reflexiones suficientes para comprender lo que te quería decir.

Y así como hay el lado malo de estar enamorada de otro, también hay el lado bonito.

Estar enamorada de otra persona es bonito cuando la relación se trata de compartir.

Compartir estilos de vida, historias y valores esenciales.

Compartir mutuamente.

Lo bonito de estar enamorada es tener descubrir si esa persona es la persona con la que quieres compartir tu felicidad y con la que quieres construir nuevas experiencias.

 

Estar enamorada de ti misma no es egoísmo

 

Recuerda siempre lo que te diré a continuación:

 

“La forma más sana de enamorar a otra persona es mostrando cuán enamorada estás de ti misma”
Mariela Sánchez

 

Estar enamorada de ti misma no es egoísmo, por el contrario, significa tener la mayor capacidad de entregar el amor más sano a quienes te rodean.

Imagina por un momento cómo sería tu rutina si es que siempre sintieras ese cosquilleo, esa ilusión y esa energía que sientes cuando estás enamorada.

Recuerda lo bien que se siente y lo importante que es arreglarte y empezar el día con una sonrisa. Piensa en lo bien que te hace mantener la ilusión de que algo hermoso está empezando.

Eso es lo que tú quieres para ti.

Y sólo así,

sólo cuando estés enamorada de ti misma y estés comprometida a mantenerte enamorada, descubrirás lo que verdaderamente significa estar enamorada de otro.

 

La verdad es que yo no odio estar enamorada de otro.

En realidad lo amo cada día más y lo amo con la mejor versión de mi.

No me enamoro desde la necesidad de llenar un vacío, ni me enamoro de una fantasiosa figura idealizada.

Me enamoro desde la realidad, desde el principio fundamental de mantenerme enamorada de mi misma.

 

Algunos de los beneficios de estar enamorada de ti misma

 

  • Sonreirás más
  • Compartirás tu felicidad con quienes te rodean en lugar de esperar que una persona llene el vacío en tu corazón
  • Tendrás tu propio punto de vista
  • Comunicarás de forma constructiva y no de forma defensiva
  • Crearás más experiencias para compartir
  • Sabrás conquistarte y mimarte cada día
  • Tendrás en cuenta tus necesidades
  • Te sentirás segura al defender tus principios y sueños
  • Serás más atractiva para el resto de personas
  • Tendrás más motivación y energía para construir tus metas

 

Te interesará leer “Cómo mantenerte interesante para tu pareja”

 

Quiero que estés más enamorada de ti misma.

Deseo que te sientas dueña de todas tus cualidades y que empoderes tus capacidades.

Sí, yo quiero que consideres tus necesidades dentro de tus prioridades.

En realidad, lo que más quiero es que sean tan feliz como puedas ser.

Es por eso que hoy te pido que te mantengas enamorada de ti misma.

Piensa en cómo eres cuando estas enamorada de otro y reflexiona si eres de la misma forma contigo.

Recuerda, tú te mereces lo mejor y sólo tú sabes lo que verdaderamente deseas.

Se fiel contigo misma y cultiva el amor, la consideración y el respeto que tú debes tener hacia ti misma.

 

Hasta pronto

Marie

 

Esto también te puede interesar

Escritora, asesora especializada en apoyar a mujeres a hacer frente y superar situaciones difíciles mediante el uso de historias, anécdotas, guías, vídeos y libros. Tiene un MBA y un máster de Humanidades. Es también la creadora del Blog Historias para Mujeres y autora del Libro “Siguiente Capítulo”